lunes, 27 de septiembre de 2010

Nuevos templos para proporcionar "las bendiciones supremas" del Evangelio

Si las ordenanzas del templo son parte esencial del Evangelio restaurado, y yo les testifico que sí lo son, es entonces imprescindible que proporcionemos los medios para que puedan llevarse a cabo. Todo nuestro vasto esfuerzo de historia familiar está orientado hacia la obra del templo, y no tiene ningún otro propósito. Las ordenanzas del templo se convierten en las bendiciones supremas que la Iglesia tiene para ofrecer.

Presidente Gordon B. Hinckley
(Liahona Julio de 1998 - pág. 95)


Los puentes y los recuerdos eternos

La historia familiar y la obra del templo poseen un gran poder que radica en la promesa divina que se encuentra en las Escrituras de que el corazón de los padres se volverá hacia los hijos y el de los hijos hacia sus padres. Woodrow Wilson declaró: "El país que no recuerda lo que fue ayer, no sabe lo que es ahora ni lo que está tratando de lograr. Estamos embarcados en algo completamente inútil si no sabemos de dónde provenimos ni lo que hemos intentado lograr". Lo mismo se podría decir de las familias: Una familia "que no recuerda lo que fue ayer, no sabe lo que es ahora ni lo que está tratando de lograr. Estamos embarcados en algo completamente inútil si no sabemos de dónde provenimos ni lo que hemos intentado lograr".


La historia familiar crea puentes que conducen al templo. La obra de la historia familiar nos conduce hacia el templo. La historia familiar y la obra del templo son una sola obra. Las palabras historia familiar nunca se debieran decir sin asociarlas con la palabra templo. La investigación de historia familiar debe ser la fuente principal de los nombres que se obtienen para las ordenanzas del templo, y las ordenanzas del templo son la razón primordial por la que se debe llevar a cabo la investigación de la historia familiar.


Élder Dennis B. Neuenschwander
de los Setenta
(Liahona Julio de 1999, pág. 98)

domingo, 19 de septiembre de 2010

El Corazón de los hijos

“nuestra obra en historia familiar y el templo es gloriosa, y va a seguir creciendo porque estamos en la última dispensación (DyC 128:8-10; 110:13-15) y el campo está blanco … listo para la siega más allá del velo”

“no podemos abandonar esta obra sagrada, sin poner en riesgo nuestra propia salvación (Profeta José Smith)”.

Élder Marcos A. Aidukaitis
de los Setenta
1 er. Consejero de la Presidencia del Área Sudamérica Sur

Convención de Asesores de Historia Familiar del Área
12 y 13 de diciembre de 2008

domingo, 5 de septiembre de 2010

Historia Familiar

"Por medio de la historia familiar descubrimos el árbol más hermoso de la creación: nuestro árbol genealógico. Sus numerosas raíces se remontan a la historia y sus ramas se extienden a través de la eternidad. La historia familiar es la expresión extensiva del amor eterno; nace de la abnegación y provee la oportunidad de asegurarse para siempre una unidad familiar”.




(Élder J. Richard Clarke, Liahona julio de 1989, pág.69)
“Y así fue que mi padre Lehi descubrió la genealogía de sus antepasados… Y cuando mi padre vio todas estas cosas, fue lleno del Espíritu… 1 Nefi 5:16-17